Filtrar por

Filtrar productos

Marcas de Ginebra

Filtrar por precio

Comprar Ginebra online al mejor precio

La ginebra es una de esas bebidas que se destila en muchísimos lugares del mundo. Tiene su origen en la Edad Media en la zona de los actuales Países Bajos. La ginebra comenzó a popularizarse cuando Guillermo de Orange se convierte en el Rey Guillermo III de Inglaterra. Guillermo de Orange fue un aristócrata neerlandés y acabó consolidándose como Rey de Inglaterra, Escocia e Irlanda y como Príncipe de Orange. Dado su origen, nació en La Haya a mediados del siglo XVII. Fue unos años después, cuando popularizó la ginebra en el actual Reino Unido. La ginebra se destila a través de las nebrinas, que son los frutos del enebro. El enebro es un arbusto que no suele superar los dos metros de altura y su desarrollo es bastante lento. Se extiende en las zonas frías de las regiones del hemisferio norte, pudiéndose encontrar en Norteamérica, Europa y Asia. A este arbusto también se le conoce como jinebro.

Mostrando los 41 resultados

La ginebra debe tener sabor a nebrina para ser una ginebra

La ginebra se ha de destilar a través de los frutos del enebro. Para que una ginebra se pueda considerar como ginebra, ha de tener sabor a nebrina, que son los frutos del arbusto. De hecho, la denominación de la ginebra está sumamente protegida. La Unión Europea ha hilado bastante fino para que no pueda haber alteraciones a la hora de destilar ginebras. Tanto que palabras como “gin”, “Plymouth gin”, “genièvre”, “peket, “pékêt, pèket y pèkèt” están recogidas en el reglamento para especificar que todas estas nomenclaturas que se utilizan en los distintos países para denominar a la ginebra, deben estar elaboradas a base de enebro. Aunque es justo esto último lo que hay que coger con más pinzas. Y es que la ginebra no se realiza con el zumo del enebro en sí. El enebro es el árbol, el cual si exprimiéramos sus jugos serían tóxicos para el consumo humano. Lo que no es tóxico para el consumo es el jugo de sus bayas que se denominan como nebrina. El fruto, o la baya, de la nebrina tiene una forma ovalada. Su tamaño es parecido al de una uva o una aceituna, e incluso su propia forma. El color es de un negro azulado que recuerda a los arándanos aunque con la piel algo más gruesa y rugosa.

Pese al sabor a nebrina, las ginebras también pueden destilarse con otros tipos de alcoholes

Por un lado, en el reglamento europeo nos encontramos las bebidas alcohólicas aromatizadas con nebrinas. Este tipo de denominación es la que más adhesiones de productos comerciales ha tenido para la venta al público. En dicho reglamento se recogen 19 ginebras distintas con este tipo de denominación. A su vez, también nos podemos encontrar la denominación “gin”. A diferencia de la denominación de “bebidas alcohólicas aromatizadas con nebrinas”, la base de la gin no puede ser a través de un aguardiente sino de un alcohol insípido. Para la denominación “gin destilado” también se excluye la base de aguardiente. Este gin destilado es más parecido a un vodka aromatizado y en su primera destilación se hará sin la adición de sabores con un alcohol mínimo de 96º. Para la “London Gin” no es más que un tipo de gin destilado, aunque para esta se exige la ausencia absoluta de edulcorantes y de colorantes. La nomenclatura podrá ir del término “dry” pese a que la London Gin siempre será seca. Pese a las pequeñas diferencias que tienen entre sí los distintos tipos de ginebra, todas deben mantener el sabor de las nebrijas. Esto es imperioso para que pueda denominarse como ginebra o como cualesquiera del resto de denominaciones.

La ginebra se originó de casualidad

El científico Behrend obtuvo unos 128 kilos de las bayas del enebro, de nebrijas. Estas bayas fermentaron y dieron lugar a casi 19 litros de alcohol con un 69% de contenido alcohólico. Por lo que con los años, se utilizó la destilación de la cebada con las bayas de enebro para crear la ginebra. La ginebra se puede destilar con distintos aditivos de origen vegetal. De esta manera, se pueden conseguir sabores muy distintos entre las distintas ginebras que existen en el mundo. Además, la ginebra no es una bebida que se suela beber sola y se utiliza como base para decenas de cócteles. Cuando en el siglo XVIII se destilaba ya la ginebra, esta bebida espirituosa se utilizaba para luchar contra la malaria. Y es que la ginebra contiene altos niveles de quinina y se usaba como jarabe medicinal para evitar la malaria. La ginebra también se usaba para combatir el escorbuto aunque a día de hoy, esos niveles de quinina son residuales. Y es que la quinina da un sabor muy amargo a la bebida, por ello se ha ido filtrando para quitar este componente.

Los vasos de ginebra se suelen acompañar de algún tipo de alimento sólido

Para Hendrick’s, una de las marcas más importantes de ginebra del mundo, quiso diferenciar su producto sirviéndolo con trozos de pepino. Y es que la marca utilizaba el pepino en la destilación de su propia ginebra y de esta manera se potenciaba el sabor a la hora de beber la ginebra Hendrick’s. Pero es que miles de destilerías componen sus propias ginebras con elementos a cada cual más singular. Tanto es así que el Laboratorio Nórdico de Comida y la Destilería de Cambridge se unieron para elaborar una ginebra única macerada con hormigas.

La ginebra tiene un alto poder medicinal pese a la ausencia de quinina

Las bayas de enebro, las nebrijas, son las que dan lugar a la ginebra para la que la ginebra sea considerada como tal. Estos frutos contienen una gran cantidad de antioxidantes que son capaces de neutralizar los radicales libres del organismo de los seres humanos. A su vez, el enebro contiene un gran poder antiinflamatorio que lo traspasa sus bayas. Es por ello que los concentrados y los zumos de Nebrija se utiliza para tratar las dolencias como la artritis. Además, la nebrija tiene un gran poder antiséptico, el cual combate de manera activa el poder contagiarse de virus como la gripe, motivando al aparato respiratorio para mejorar la dolencia.

Los grandes de la historia británica han apoyado la evolución de la ginebra

Ernest Hemingway, escritor y periodista nacido en 1.899 era un empedernido y gran admirador de la ginebra que se producía en Inglaterra. Y es que pese a que la ginebra realmente tiene origen en los Países Bajos, recordemos que Guillermo III de Inglaterra la llevó hasta el Reino Unido. Hemingway mencionó en varias de sus obras a la ginebra. De hecho, en su obra “al otro lado del río y entre los árboles”, al protagonista del libro, Richard Cantwell, se le describe disfrutando de un cóctel que se había elaborado con “quince partes de destilado de enebro y una de vermut”. De hecho, este cóctel es el que finalmente se le considera como Martini o Dry Martini. El famoso cóctel que se sirve en una copa con una aceituna pinchada.